miércoles

DESNUDA FRENTE A LA PANTALLA

Frente a la pantalla, mi cuerpo desnudo y quieto espera que se impriman los instantes fugaces de sentimentalismo incompetente que recorren el pensamiento. Por mis piernas corre el aire frío de una afición pasada y la correría presente que estremecen hasta la conciencia, cuando escucho con frialdad total los sentimientos remotos de una persona que decía ser yo. Cuando me doy cuenta que aquello que juramos y sobretodo aquello que viví explícitamente en mis promesas se ha desvanecido y que aquel porvenir que anhelábamos juntos bajo tus sabanas se ha separado en energías paralelas que con el pasar del tiempo se emancipan más y más, como que si nunca hubieran sido una misma, un mismo sentimiento, un mismo cuerpo. Te veo e inclusive trato de recordar nuestro dolor al no manejar el universo, pero no lo logro, no hago más que deducir que lo que aún veo no es más que una silueta que guarda algo abismalmente lejano a eso que era antes yo, a la pasión, al mar y la ingenuidad divina. Mi pecho extraña tu canto y mis manos caricias al viento que recorría tu pelo antes de acabarse, desvanecerse y con el dos ánimas sin conciencia.

2 comentarios:

  1. Que bien descrita la añoranza, me ha gustado mucho el manejo de las palabras pintando recuerdos y contándonos sensaciones congeladas.
    Un beso, Who.

    ResponderEliminar